CARTA A GALINDO

08-04-12

CARTA A GALINDO

Querido Galindo:
Estamos muy tristes porque te has puesto malito y estás ingresado. Por eso hemos decidido enviarte esta carta.
Cuando llegaste a casa en acogida hace dos meses, asustado y flaco, te recibimos con los brazos abiertos como a uno mas de la familia.
Te costó un poco darte cuenta de que aquí no tenías que comer mirando constantemente atrás, a cada bocado, por si alguien te acechaba.
Que podias entrar en cualquier sitio de la casa sin miedo a un imprevisto y que podías dormir tranquilamente estirado en tu colchón y no hecho un ovillo.
Sigues siendo tímido y a veces dudas en seguir tus instintos, pero te has ido integrando día a día.
A la hora de comer echamos en falta tus saltos de impaciencia y hasta algún pis de esos que "tan convencido" regalas dentro de casa.
En casa falta un miembro. Y ese eres tu Galindo, que como nosotros, vienes víctima de las manos de un mal nacido que cuando no le serviste te echó al monte, solo y desamparado.
Queremos verte de nuevo en tu colchón con esa carita de satisfacción que se te pone. Queremos volver a correr ladrándo contigo a quién se le ocurra pasar por el camino de casa. Insultar al perro de la vecina cada vez que se asoma por el muro. Salir en tropel contigo por las mañanas a hacer nuestras necesidades, felices y en manada.
Porque tú ya eres parte de nuestra manada y hoy Galindo, despues de un consejo familiar, hemos decidido que te quedes con nosotros para siempre. Queremos adoptarte y que no tengas que marcharte jamás de nuestras vidas. Porque tu carita tímida y larguirucha y tu forma de ser nos ha ganado a todos el corazón.
Tu colchón te está esperando
Ahora solo falta que tu pongas de tu parte y luches por volver lo mas pronto posible.
Fdo: Daddy, Momo, Saskia y la prima Dana
 

 

HASTA EL CIELO, GALINDO